Lina Tur, una polifacética violinista

El pasado 25 de marzo en la Universidad Autónoma de Madrid pudimos asistir a la interpretación que Lina Tur Bonet (violín), Orfelia Saiz (violonchelo), Domenico Codiposti (piano) y David Salinas (clarinete), hicieron del Cuarteto para el Fin de los Tiempos de Messiaen. A continuación, Lina Tur Bonet estuvo conversando con la Revista Música Autónoma sobre sus impresiones acerca de la obra de Messiaen, las Sonatas del Rosario de Biber y su trabajo para combinar el violín barroco y el romántico. Esto fue lo que nos comentó.

lina turLina Tur

Leer más

Javier Martínez Luengo

Anuncios

Staffpad: una nueva herramienta de edición musical

Un potencial competidor ha surgido para los programas de edición musical Finale y Sibelius: se trata de Staffpad. Es una aplicación que ha salido a la venta el 31 de marzo de este año, y está disponible exclusivamente para los dispositivos Surface de Microsoft a través de su tienda online. El precio es de unos 70 euros.


Staffpad (©David William Hearn)

La novedad que introducen sus creadores David William Hearn y Matthew Tesch es la posibilidad de escribir las partituras como se ha hecho toda la vida, es decir, a mano. El handwriting es el punto de partida para hacer el proceso más cómodo y natural, esto es posible gracias a la tecnología del Surface Pro 3 (dispositivo para el cual fue diseñado, aunque también lo soportan modelos anteriores) que dispone de una amplia pantalla táctil y un lápiz electrónico con borrador. La interfaz es intuitiva, lo que hace que sea más fácil acceder a las herramientas necesarias (tales como signos de articulación, dinámica, expresión, etc.), A medida que vamos escribiendo, la aplicación reconoce automáticamente la notación al pasar al compás siguiente. De este modo, se reduce el tiempo necesario para la edición de partituras, en comparación con los programas mencionados anteriormente.

La aplicación, aunque está totalmente en inglés, tiene una serie de tutoriales que nos ayudan a familiarizarnos con el uso básico de las herramientas. Como en los otros programas, también tiene la plantilla orquestal completa, siendo posible adquirir adicionalmente instrumentos antiguos como el clave, el órgano, etc. Los sonidos MIDI realmente son de una excelente calidad, por lo que reproducen el sonido de una manera bastante fiel.

A pesar de su reciente lanzamiento, Staffpad ya goza de una crítica muy buena por parte de los usuarios, que le han dedicado varias entradas en blogs y en YouTube. Para conocer de qué se trata, puede consultarse el vídeo de presentación de la aplicación, donde se puede apreciar, a grandes rasgos, el funcionamiento y las posibilidades que nos ofrece.

 Cynthia Piris

Gala de entrega IX Edición Premios Líricos Campoamor

El pasado sábado 28 de marzo, el mundo de la lírica se dio cita en en el emblemático Teatro Campoamor de la capital asturiana, para asistir a su gran noche en la Gala de los Premios Líricos Campoamor, los premios líricos más importantes de España.

FOTO PREMIOS

La actriz Bibiana Fernández y el tenor José Manuel Zapata fueron los maestros de ceremonias de una gala, que este año llevó firma escénica de Joan Antón Rechi. El director asturiano Oliver Díaz estuvo al frente de la orquesta Oviedo Filarmonía y la Capilla Polifónica Ciudad de Oviedo.

A esta novena edición de los premios se presentaron más de 260 candidaturas de la temporada lírica nacional, según Cosme Marina, director de la Fundación Premios Líricos.

Tras una reñida e intensa elección del jurado, constituido por destacadas personalidades de la crítica musical, el director Zubin Mehta, galardonado como mejor director musical por Die Walküre de Wagner, Turandot de Puccini y La Forza del Destino de Verdi, ha sido el gran triunfador de los Premios Líricos Teatro Campoamor 2014. El premio a la dirección escénica fue para el transgresor y polémico escenógrafo moscovita Dmitri Tcherniakov por La leyenda de la ciudad invisible de Kitezh de Rimsky-Korsakov.

El barítono Carlos Álvarez se alzó con el galardón al mejor cantante masculino de ópera por Gérard en Andrea Chénier de Giordano; el premio en la categoría femenina fue para la soprano sueca Iréne Theorin por Brünnhilde en Die Walküre de Wagner. La cantante revelación ha sido Miren Urbieta, por Liú en Turandot de Puccini, y Alejandro Roy ha sido galardonado como mejor intérprete de zarzuela de esta temporada por Curro Vargas, en la obra del mismo nombre de Ruperto Chapí, que también ha obtenido el premio a la mejor producción de zarzuela u ópera española.

El famoso barítono alemán Christian Gerhaher recibió el premio en la nueva categoría al mejor recital o concierto lírico, incorporada en esta edición. El premio especial del jurado de esta novena edición ha recaído en los críticos Carlos Gómez Amat y Roger Alier, y la Fundación Jacinto e Inocencio Guerrero, por su continua defensa de la lírica española. El tenor catalán Jaume Aragall obtuvo el premio especial a toda una carrera.

Los premios tienen una dotación económica de 10.000 euros y todos los premiados recibieron una reproducción en bronce de “La gitana de París”, obra del artista ovetense Sebastián Miranda.

Lorena Jiménez

Una vida llena de música, canciones y bailes

El teatro musical está de enhorabuena, uno de los compositores más importantes del género, Stephen Sondheim, celebra su 85 aniversario dejando tras de sí grandes éxitos como Sweeney Todd, Follies o Company. En el presente reportaje realizamos un breve recorrido a lo largo de toda su trayectoria artística rindiéndole el homenaje que le corresponde.

stephen sondheimStephen Joshua Sondheim (©WireImage)

Una vida llena de música, canciones y bailes, por Alberto Oliver

Exposición “Antonio Romero y Andía. Editor, inventor y clarinetista”

El Real Conservatorio Superior de Música de Madrid nos ofrece dos exposiciones sobre el clarinete y la figura del inventor, editor y clarinetista Antonio Romero y Andía. Con motivo del bicentenario de su nacimiento, podremos disfrutar desde abril hasta julio de la colección de documentos bibliográficos y clarinetes históricos que custodia la citada institución.


El Real Conservatorio Superior de Música de Madrid (©Federación de Asociaciones Ibéricas de Compositores)

“Entre las joyas de la exposición podemos encontrar un clarinete sistema Romero y otro fabricado por Adolphe Sax en 1843”

La figura de Antonio Romero es célebre por su gran contribución al mecanismo del clarinete. Estudió los distintos sistemas europeos y desarrolló un nuevo modelo que mejoraba la calidad del sonido y facilitaba la ejecución. Fue competidor de los más ilustres representantes del mecanismo actual del clarinete (Müller, Klosé, Buffet) y estaba al corriente del sistema Boehm, que sería el que usarían definitivamente los clarinetistas. Este último se basaba en una serie de anillos móviles usados con éxito en el mecanismo de la flauta travesera; mecanismo que aún en la actualidad no supera algunas limitaciones como la ejecución de determinados trinos y notas. Estos problemas quedaban totalmente resueltos en el sistema Romero. Asimismo, fue una gran personalidad para el mundo cultural de su época: era miembro de la Real Academia de Bellas Artes, redactor en la Gazeta musical, y favoreció una renovación pedagógica musical publicando varios métodos propios y de otros compositores.

Con motivo del bicentenario de su nacimiento, podremos disfrutar desde abril hasta julio de la colección de documentos bibliográficos y clarinetes históricos (entre ellos un clarinete sistema Romero) que custodia el Real Conservatorio de Música de Madrid. En la Biblioteca se exponen obras que donó el propio Romero a dicha institución y que ponen en evidencia su profunda vinculación con el centro, donde ejerció como profesor. Repartidos en cinco vitrinas podremos disfrutar, entre otras cosas, de programas de conciertos que se celebraron en el Salón Romero, el Álbum musical de la Infanta Isabel de Borbón, la disertación presentada por el propio compositor para opositar como maestro de clarinete del Real Conservatorio, y estudios editados por él, así como documentos relacionados con el sistema Romero.

También contamos con la colección de instrumentos reunida por Pedro Rubio Olivares, que actualmente ejerce como profesor en este centro. En el Museo se presentan curiosas fotografías con historia, y maravillas como el catálogo del último constructor de clarinetes sistema Romero que incluye fotografías de los distintos diseños y sus precios. La muestra de instrumentos nos invita a la reflexión sobre la historia del clarinete. La exposición es sumamente completa, ya que ofrece un recorrido por los distintos sistemas: Albert, metálicos, combinados de tres, cinco, seis y ocho llaves, etc.

“Algunas de las piezas de la exposición fueron recuperadas de desvanes”

Entre las joyas de la exposición podemos encontrar un auténtico clarinete sistema Romero, el único que se conserva en España. También se muestra otro fabricado por el célebre Adolphe Sax, que data de 1843 y es un clarinete de valor incalculable por haber pasado por las manos del propio Sax. Asimismo, la exposición también cuenta con un clarinete Clementi y otro de ocho llaves con un sistema muy interesante (F. Bernareggi).

El gran valor de la presente exposición no solo reside en la cantidad de instrumentos que alberga, construidos con multitud de materiales (madera de boj, marfil, ébano, plata…), sino también en la laboriosa tarea de recopilación y conservación que pone de manifiesto. El propio Pedro Rubio Olivares nos hablaba sobre la labor del coleccionista. Realmente se trata de un exhaustivo trabajo de investigación, que aunque apasionante, resulta exigente. Esta exposición abre un espacio a la reflexión, ya que nos hace ser conscientes del escaso valor que en ocasiones se da a lo histórico, y más concretamente a lo musical. Algunas de las piezas de la exposición fueron recuperadas de desvanes o permanecían colgadas en la pared como cualquier elemento decorativo.

Debemos agradecer a personas como el profesor Pedro Rubio, su labor de recuperación, conservación y sobretodo de divulgación al organizar exposiciones como la que nos ocupa, que nos permiten acercarnos a tesoros musicales e históricos que muchas veces pasan desapercibidos.

Recomiendo encarecidamente la visita a la exposición, ¡os encantará!

Amanda del Rey Mateos

That old Feeling, Cifu

El fallecimiento de Juan Claudio Cifuentes “Cifu” pone fin a una excelsa carrera dedicada a la divulgación del Jazz en nuestro país.


Juan Claudio Cifuentes (©RTVE)

La trompeta de Miles rompe el silencio albergado en el interior de muchos oyentes. Acompañados por los metales de “Trane” y Cannonball, Philip Joe Jones junto a Paul Chambers y Red Garland construyen el acompañamiento de la obra más reconocida en la radio-fórmula jazzística. Sí, suena Milestones, pero esta vez transcurridos 15’’ la voz más afable, atrayente y erudita no se mezcla junto a la sonoridad de los boppers y coasters más afamados del jazz.

A partir de este momento, Juan Claudio Cifuentes (“Cifu” para sus amigos, es decir, nosotros, sus oyentes) tampoco interrumpe a Lee Morgan para presentarse como cada fin de semana acostumbraba. Lamentablemente, el pasado 17 de marzo partió para encontrarse con sus admirados Parker, Davis, Coltrane, Morgan o Bakley, tras ser ingresado en el hospital Nuestra Señora del Rosario presa de un ictus. Lo que jamás pensamos que sucedería, ha ocurrido.

Cosas del destino (que para estas cosas se antoja caprichoso), hace unos meses se cumplió un año de la desaparición de otro emblema de la radiofonía española, la persona que más luchó por acercar la música clásica a todos los públicos, focalizando su atención en los más pequeños: Fernando Argenta. Curiosamente, Cifu realizó una labor didáctica parecida acercándonos discos y anécdotas relacionadas con el jazz.

“Aquéllos que actualmente desarrollan una vida ligada al jazz, culpan a Cifu de haberles contagiado su pasión”

Juan Claudio Cifuentes era más que un locutor de radio. Su afición por el jazz le valió su consideración como el especialista más importante del género americano en nuestro país, aunque sus conocimientos no tuviesen cabida suficiente en nuestras fronteras. A lo largo de su carrera desarrolló varios roles en los que la joya de la música norteamericana ha resaltado como protagonista de sus intervenciones. Desde la prensa escrita, en Aria Jazz, revista editada por aquéllos que noche tras noche frecuentaban clubs como el Whisky&Jazz, a la televisión con programas en cadenas como Antena 3, Cifu nos narró su pasión por la música sincopada más ecléctica del planeta. Sería a través de su programa estrella Jazz porque sí, cuando en todos los transistores del país su voz calase dentro de nosotros evocando así las sonoridades creadas por las obras más destacadas.

En consecuencia, aquéllos que actualmente desarrollan una vida ligada al jazz, culpan a Cifu de haberles contagiado su pasión a través de la irresistible elocuencia que semana tras semana manifestaba en la FM “made in Spain”. En relación a esto, ha declarado en múltiples entrevistas que cuando salía a dar un paseo muchos oyentes “ignorantes” de jazz le paraban para agradecerle su trabajo: “Me paraban por la calle gente que no habían escuchado una nota de jazz en su vida”.

Foto: Juan Claudio Cifuentes, 'Cifu'. Foto: Comunidad Facebook CifujazzJuan Claudio Cifuentes (©Comunidad Facebook Cifujazz)

Fue la voz del jazz en Radio Nacional de España con programas en Radio Clásica y Radio3. Esto ocurrió a partir de 1998, ya que sus comienzos radiofónicos dieron comienzo en “efe eme” de Radio Popular, llevándose posteriormente Jazz porque sí a Cadena 100: “Antes que nada soy hombre de radio”. Su afición llegó por causas geográficas, y de este modo la quiso compartir con su pueblo legítimo. Juan Claudio Cifuentes nació en París, y fue en su infancia cuando descubrió que sus dos pasiones salían de un transistor: “Era una chaval que estaba en el colegio, hablaba de jazz con los compañeros, y había jazz por la radio, cosa que aquí no. Te hablo de los años 40. Lógicamente, cuando volví a España, con 20 años volvía ya contagiado, era aficionado fuerte”.

Esta relación con la música se fortalecería a causa de sus amistades, que le llevaron a interesarse por la práctica instrumental. Sin embargo, reconocería que se le daba mejor escribir que tocar, por lo que en su vuelta a España optó por lo primero. Cifu vivió la persecución que se hizo del jazz en nuestro país España, como relata en sus entrevistas: “El ministro de información y Turismo era Arias Salgado (padre), en 1961, y prohibió la palabra “jazz” en la radio. Se llamaba Melodías de Broadway para evitar la censura y lo presentaba Matías Prats (padre)”.

“Cifu reconoció su admiración por figuras como Jorge Pardo, Carles Benavent o Perico Sambeat”

Su amistad con leyendas del género americano en nuestro país (como Tete Montoliu, Vlady Bas o Pedro Iturralde), fraguada en el ambiente del Whisky&Jazz, le condujo a sus primeros programas. Desde entonces y hasta el pasado 17 de marzo Cifu alabó la excelente producción jazzística española, reconociendo su admiración por grandes figuras como Jorge Pardo, Carles Benavent o Perico Sambeat: “Jorgito (Pardo) es una especie de hijo que tengo“.

Podría decirse que su labor fue similar a la que tuviera cualquier docente. Los oyentes que sintonizábamos Radio Clásica cada martes y viernes, y Radio 3 los mediodías de sábados y domingos, no solo escuchábamos a un locutor que nos amenizaba la mañana pinchando temas que suscitaban nuestro interés musical, sino que también contextualizaba cada grabación con todo lujo de detalles. Cifu analizaba cada fraseo, cada técnica utilizada por los músicos que intervenían en sus programas. Realmente, más que programas eran estudios monográficos dedicados a figuras preeminentes de la historia del jazz. Esta dedicación le valió grandes premios que reconocieron su labor de investigación y divulgación del jazz en España. Entre ellos destacan el Ondas por su “labor de difusión y divulgación del jazz” o la Medalla de Oro al Mérito a las Bellas Artes, que le fue otorgada este año.

Se nos fue el compañero, el referente, la eminencia del jazz, pero afortunadamente su voz seguirá presente a lo largo de la historia a través de las más de 25.000 grabaciones registradas desde sus comienzos, allá por 1971. Ahora podrá disfrutar de la JAM que siempre soñó, aquélla que tanto escuchó postrado en su sofá frente a su equipo de sonido, fundiéndose con los vientos de sus admirados Parker, Davis, Morgan o Coltrane.

¡Hasta siempre maestro! “Besos, abrazos, carantoñas y achuchones múltiples”.

Miguel Ángel Ramírez