La nueva temporada del Ciclo de Conciertos Música en la Autónoma

El jazz de Jorge Pardo y el romanticismo de Mario Prisuelos dieron comienzo a la XXII edición de este Ciclo.

Gracias a la colaboración del Vicerrectorado de Cooperación y Extensión Universitaria junto con la oficina de Actividades Culturales de la Universidad Autónoma de Madrid, entre los meses de octubre y diciembre se llevarán a cabo una serie de conciertos en el salón de actos de la Facultad de Formación de Profesorado y Educación, además de un concierto extraordinario con motivo de la llegada de la Navidad en el salón de actos del edificio de Biología.

Como mencionábamos al principio, el ciclo de conciertos ya ha quedado inaugurado con las actuaciones de Jorge Pardo y su Flamenco-Jazz que tuvo lugar el pasado 16 de septiembre y apenas dos semanas después, nos visitaría el pianista madrileño Mario Prisuelos, cuyo último disco dedicado al compositor de Marcial del Adalid ha sido disco destacado del mes en revistas de música clásica como Scherzo o Melómano.

Estamos ante un solista con una gran expresividad impropia de su juventud que sí se ve representada en que la digitación de las pulsaciones en ocasiones es desigual. Las modulaciones de los matices, su buen ritmo y el bonito fraseo llegan hasta lo más profundo de nuestros corazones. Sinceramente, espero que en el desarrollo de su carrera se atreva a interpretar conciertos de Mozart o sonatas de Beethoven, resultaría de lo más embriagador y placentero.

En el transcurso del concierto en el que Prisuelos interpretó una selección de obras de su último disco además del Nocturno nº1 de F. Chopin, aprovechó las pausas entre obra y obra para contarnos más sobre el que llamaban el “Chopin Español”, Marcial del Adalid, dando a conocer de forma muy amena su historia, su estilo musical y su forma de componer. Al finalizar el encuentro, Prisuelos no solo logró vender todas las unidades de su último disco sino que tuvo el detalle de concedernos unas palabras:

Tu último disco ha sido destacado en las principales revistas de música clásica, ¿cómo te sientes al respecto?

Me alegro a nivel global, pensando en la recuperación de un compositor merecedor de esta gran acogida y de tener esta atención por parte del público, los medios y la crítica. Aunque realmente fue la misión espiritual y personal, la satisfacción de escoger un compositor español como es Marcial del Adalid en el que yo creía junto con la Asociación Filarmónica de Vigo, la que impulsó este proyecto.

¿Cómo y de qué forma entraste en contacto con este compositor?

Gracias a mi maestro Humberto Quagliata, quien hace veinte o treinta años ya tocaba y grababa música de Adalid. Desde entonces, he interpretado su música siempre que he tenido ocasión,  pero el año pasado surge este proyecto por medio de la Sociedad Filarmónica de Vigo que celebraba su centenario y me ofrecieron la posibilidad de trabajar juntos en este proyecto y rescatar a este compositor gallego con una orquesta también natural de allí, conformándose un proyecto muy bonito al que se le uniría después el sello discográfico Universal.

Háblanos de tu hoja de ruta, ¿qué proyectos tienes en mente?

Muchos y muy distintos. Por un lado, prosigo con mi labor de difusor de la música del siglo XX y actual. Estoy recién llegado de Sofía (Bulgaria), ahora toco en Roma y después iniciaré una gira por Estados Unidos interpretando música que abarca desde Adalid hasta compositores actuales como David del Puerto, Mario Carro o Sánchez Verdú para continuar con esta labor de difusión de nuestra música.

La edición actual del Ciclo de Conciertos proseguirá el 11 de noviembre con un concierto a cargo del ensemble vocal de Caelis (París) cuyo programa irá dedicado a la polifonía medieval. El ciclo terminará el día 18 de diciembre con un concierto de Navidad interpretado por el Coro y Orquesta de la UAM.

Alberto Oliver

Anuncios